5 razones para tomarse un año sabático en Madrid

GAP Year, Madrid

5 razones para tomarse un año sabático en Madrid

¿Acabas de terminar tus estudios y no tienes muy claro qué hacer con tu futuro?¿Necesitas tomarte en el extranjero un respiro de tu trabajo o estudios?¿Quieres conocer otros países con diferente idioma y cultura con una estancia a largo plazo o tal vez aprovechar para hacer prácticas mientras aprendes otra lengua?

Así lo decidió Malia Obama, la primogénita del expresidente estadounidense Barack Obama, que se tomó un descanso de un año antes de comenzar sus estudios en la Universidad de Harvard. Si, como a ella, tu corazón te pide comenzar un nuevo camino lejos de casa, lo que necesitas es un año sabático o “Gap Year”. 365 días por delante para escribir una nueva historia en otro país y con nuevos amigos y experiencias.

Un destino perfecto para iniciar esta aventura es Madrid, una ciudad acogedora y multicultural con numerosas posibilidades de ocio y el español como lengua oficial, uno de los cinco idiomas más hablado del mundo.

1. Madrid, una ciudad muy completa

Madrid es la capital de España. Una ciudad en la que se concentra la vida política y administrativa del país y que también es el corazón financiero de la nación, lo que la convierte en el lugar perfecto para quienes buscan nuevas oportunidades laborales en el extranjero o quieren vivir en un destino estable.

Madrid es también una ciudad cosmopolita, donde los visitantes se sienten rápidamente como en casa. El propio ayuntamiento aspira a que Madrid sea mundialmente conocida como una ciudad que “abraza”, que da la bienvenida, y por eso ha renovado su imagen con este icono.

Si eres un espíritu creativo en Madrid encontrarás todo lo necesario para avivar tu inspiración. La ciudad cuenta con un valioso patrimonio cultural: museos con valiosos fondos y obras de arte, monumentos y propuestas culturales para todos los gustos y bolsillos, a lo largo de todo el año en “la ciudad que nunca duerme”.

2. Aprender español mientras vives la ciudad como un “madrileño”

Con un año sabático en Madrid tendrás la oportunidad de hablar fluidamente español y experimentar la vida madrileña. Esto implica que no solo mejorarás tus conocimientos educativos y lingüísticos, sino que entrarás en contacto directo con la cultura española y el idioma español al relacionarte entre personas locales que además de compartir contigo sus tradiciones te reportarán también valores sociales y personales para tu vida futura, competencias sociales que te acompañarán el resto de tu vida.

3. Las ventajas académicas de un año sabático

Muchas universidades consideran los años sabáticos en el extranjero como un experiencia muy enriquecedora. Por ello, valoran muy positivamente a aquellos futuros alumnos que han pasado un año estudiando en el extranjero durante el proceso de admisión. Toma nota, si quieres sacar ventaja un año sabático en Madrid puede ser tu pasaporte a la universidad de tus sueños.

Y si tu sueño es estudiar en España, conseguir el Diploma de Español como Lengua Extranjera (DELE), el certificado internacional y oficial de español, marcará la diferencia con respecto a otros estudiantes: muchas universidades españolas dan créditos a quien tiene el DELE e, incluso, les permite acceder a clases con un nivel más alto. En TANDEM lo sabemos y, por eso tenemos dos programas específicos “Gap Year” + DELE o “Gap Year” + SIELE para ayudarte a conseguir tus metas académicas.

4. Enriquece tu CV y mejora tu posibilidades laborales

El entorno profesional valora cada vez más positivamente a los candidatos que han realizado estancias de un año en el extranjero. No solo por el aprendizaje de los idiomas y la cultura del país de destino, sino también por otras valiosas cualidades como la capacidad de adaptarse a los cambios y a las nuevas situaciones, el trabajo en equipos multiculturales (muchos suelen trabajar mientras su año sabático para financiarse la estancia) y una mente abierta a otras maneras de ver y vivir la vida, entre otras.

Un año sabático en Madrid te puede abrir las puertas del mercado laboral, sobre todo si la empresa tiene negocios en el mercado hispanohablante o tiene proyectos de expandirse en España o América Latina. ¡Marca la diferencia!

5. Explora el mundo y encuentra tu lugar

Un año sabático es el momento ideal para explorar el mundo, probar cosas que no te atreverías a probar en tu país y decidir sobre tu futuro. Un año sabático en Madrid aprendiendo español no solo te formará en la lengua, también te llevará a enfrentarte a situaciones desconocidas con las que podrás descubrir, confirmar o descartar qué deseas hacer tras tu estancia en el extranjero. Una buena manera de encontrar tu lugar en el mundo mientras vives una aventura internacional.

"Gap Year" en Madrid, España

Pasa tu año sabático en un lugar soleado, divertido y cultural.

Curso de español “Gap year”

Share / Compartir

flipboard

WhatsApp chat